CEPAL ANALIZA PANORAMA DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE

0

La secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), Alicia Bárcena, manifestó su esperanza de que China se convierta en un socio estratégico de la región.

Al responder a preguntas de Prensa Latina, la alta funcionaria de Naciones Unidas admitió que por el momento, es en  Brasil donde se concentran las compras e inversiones del gigante asiático con empresas latinoamericanas.

“Hay anuncios de inversiones a futuro de China que esperamos se concreten, pero no hay dudas de que fue en Brasil donde, sacando una cuenta rápida, colocó unos 20 mil millones de dólares en 2016 y de enero a junio de 2017”, aseguró.

Acerca de la eventual suspensión de la Cumbre de la Comunidad de Estados
Latinoamericanos y Caribeños (Celac)-Unión Europea (UE) que debería efectuarse en octubre en El Salvador, consideró a evaluar pronto por los países.

“Fue un pronunciamiento de cancilleres que incluyeron en la Declaración de Lima sobre Venezuela, pero la verdad es que El Salvador no estaba presente, es decir el anfitrión de la reunión no fue consultado”, apostilló.

Respecto a otro encuentro cimero, Celac-China, programado en enero en Santiago de Chile, indicó que es un evento que debería ocurrir de todas maneras.

“Del lado de China conocemos que hay un enorme interés y de la parte de Chile, también. Incluso hay fechas definida para tales efectos así que ojalá, eso suceda”, resaltó.

La Cepal presentó en las últimas horas su informe de Inversión Extranjera Directa (IED) en la zona durante 2016 y las expectativas de este año, en ambos casos con tendencia a la baja.

“Nuestra región continúa en un modelo de inversión e inserción comercial que no se adecua a la transformación y velocidad requerida por el nuevo contexto global”, puntualizó Bárcena.

En una parte del análisis, Bárcena se refirió a una realidad insoslayable del mundo, la revolución digital y su consiguiente impacto en las tecnologías. “La robotización ya llegó, está aquí y cambiará las reglas de juego”, acotó.

Dentro de las noticias alentadoras, el balance de la Cepal puso como ejemplo el caso de la industria automotriz de México y sus notables éxitos con las IED, además de los beneficios de la relocalización de la producción.

México posee nueve de las 11 plataformas de ensamblaje construidas en América del Norte desde 2011; ocho de los 10 principales fabricantes del orbe se localizan en el país azteca y 93 de los 100 mayores proveedores se ubican allí.

En añadido, Bárcena ponderó los 51 mil 200 millones de dólares entre 1999 y 2016, junto con resultados en 2016 con el 3% de un 18% del PIB manufacturero, 900 mil empleos directos y superávit comercial de México de 52 mil millones de dólares.

De otra parte, en el capítulo del informe de “Retos y oportunidades en un mundo que cambia”, puntualizó que la IED se dirige hacia las actividades de mayor contenido tecnológico en los países centrales.

Finalmente, puso acento en la importancia de apropiarse de los beneficios de la IED elevando el nivel de formación de la fuerza laboral y su capacidad de generar nexos como proveedores de las empresas extranjeras.

Por Fausto Triana
Santiago de Chile, 11 de agosto 2017

Crónica Digital /PL

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here