FUJIMORI LLEGÓ EXTRADITADO A LIMA

0

El avión Antonov tocó tierra a las 16:38 minutos, cuando cientos de seguidores, parlamentarios y familiares del ex gobernante lo aguardaban en el aeródromo de la Policía Aérea, a gran distancia de Las Palmas.

Las autoridades desplegaron en ambos puntos grandes medidas de seguridad, incluyendo helicópteros, y la incertidumbre se mantuvo hasta el aterrizaje mismo, pues el avión hizo un amago de descenso sobre la pista policial.

Tras descender del Antonov, el ex gobernante fue conducido a un helicóptero policial que lo llevó raudamente al cuartel de la Dirección de Operaciones Especiales de la Policía, en el municipio de Ate, en el lado este de la ciudad.

El ex gobernante será juzgado allí mismo, según una disposición legal difundida hoy, que autoriza al poder judicial que habilite en el lugar un espacio para el efecto.

Los ministros del Interior, Luis Alva, y Justicia, María Zavala, informaron que Fujimori permanecerá en el cuartel durante aproximadamente tres semanas.

Pasado ese lapso, pasará al recinto que escoja el Instituto Nacional Penitenciario para su detención mientras dure el proceso, el cual será un nuevo presidio habilitado en el vecino puerto del Callao, indicó Zavala.

Fujimori llegó a Lima casi siete años después de haberse fugado de Perú pretextando un viaje oficial, en noviembre de 2000. Estuvo refugiado en Japón hasta noviembre de 2005, cuando llegó sorpresivamente a Santiago de Chile.

El proceso de extradición culminó ayer con un fallo favorable de la Corte Suprema de Chile, para que enfrente aquí siete procesos por delitos de lesa humanidad y corrupción, cometidos bajo su régimen (1990-2000).

Lima, 22 de septiembre 2007
Prensa Latina , 0, 33, 11

Compartir en ...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePin on PinterestPrint this page
Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.