TRANSANTIAGO: PARTIDO COMUNISTA EXIGE MAYOR TRANSPARENCIA

0

El gobierno anunció estar dispuesto a firmar “cualquier protocolo” con la derecha para reglamentar la Autoridad Metropolitana del Transporte y superar la impasse producida en el Congreso ante la negativa a aprobar más recursos económicos para el Transantiago.

El dirigente indicó que “es indispensable que se hagan todos los esfuerzos por entregar una solución a los problemas del transporte público en la Región Metropolitana. Cualquiera que sea la política que se adopte, debe partir de los intereses de la gente que necesita una sistema de movilización que permita solucionar un asunto vital para su vida. Esto se ha prolongado demasiado, es hora de que se diga ya cuáles con las medidas concretas que están planteadas para terminar con esta verdadera pesadilla que sufren millones de chilenos hoy día”.

Patricio Palma agregó que “hemos dicho desde hace varios meses que las medidas sólo podrán ser efectivas cuando el Estado tenga una participación decisiva en la propiedad y/o en la regulación del transporte público de Santiago. Todas las ciudades importantes del mundo tienen sistemas de transportes en las cuales el sector del Estado tiene una influencia decisiva. No vemos por qué Santiago va a ser una excepción, existiendo además empresas que han acreditado fehacientemente que pueden funcionar con gran eficiencia en el transporte, como es el propio caso del Metro capitalino”.

“Seguimos insistiendo en que no vemos por qué esta ortodoxia de aplicar un modelo neoliberal donde el Estado renuncia a hacer uso de sus atribuciones para resolver problemas fundamentales de la gente”.

“En tercer lugar, y si es que se tratase del financiamiento inmediato, nosotros entendemos que este tiene que ser entregado de manera transparente, que se diga claramente en qué se ha usado la planta que se ha entregado al Transantiago y cómo piensan gastarse estos nuevos recursos que se están solicitando.

Si se trata de que es necesario subvencionar un sistema de transportes para evitar mayores recargos a un sector popular de Santiago, nosotros estamos de acuerdo en que se subvencione. Pero en ese caso, que la subvención sea transparente. Es decir, que quede absolutamente claro qué parte de los costos se están financiando con cargo a los dineros que se están solicitando. No tenemos una visión clara, no se ha explicitado en qué se han gastado los cuantiosísimos recursos que se han entregado al Transantiago, no sabemos cuánto ha ido a parar a manos de los operadores, cuánto a nuevas inversiones, no sabemos cuánto ha ido a parar al sistema de administración –que sigue siendo un misterio-

Hemos visto como se pelea el señor Andrés Navarro, de la empresa Sonda, con otros personeros de gobierno a propósito de lo mismo. Creemos que es la hora en que finalmente haya transparencia. Si hay responsabilidad, estas deben ser claramente expuestas; si hay ejecutivos de Gobierno o del sector privado que se han equivocado o cometido errores, o que han utilizado mal los recursos de todos los chilenos, deben ser plenamente responsables de ello.

Por todo ello nosotros no estamos de acuerdo que esto se incorpore como una partida más la Presupuesto y requerirá de una legislación especial”, reiteró Patricio Palma.

Al respecto, el ministro de Transportes René Cortázar, antes de acudir a la comisión mixta de Presupuesto adelantó que no podía dar ninguna información , que no tenía ninguna estimación del déficit y que no estaba en condiciones de afirmar ni proyectar nada.

En esas condiciones, más los rechazos anunciados de los senadores Adolfo Zaldívar y Fernando Flores hacen indispensable el apoyo de la derecha, que exige el envío de un proyecto de ley específico que permita sacar el debate del Presupuesto 2008.

La Moneda enfrenta tres escenarios: tratar de aprobar las platas para el Transantiago en la Ley de Presupuesto con la feble mayoría oficialista; aprobar el presupuesto con votos de la Alianza y del independientes de derecha Carlos Bianchi o enviar una ley especial para intentar aprobar por separado los fondos para el sistema de transportes. Esta última es una exigencia perentoria de la derecha.

En tanto, el ministro secretario general de la Presidencia, José Antonio Viera Gallo teme que en el Senado pueda repetirse la incómoda situación que provocaron los diputados al aprobar una subvención “simbólica” de sólo mil pesos para el sistema de transporte público en la capital.

Por su parte, el ministro del Interior Belisario Velasco prometió sus “mejores esfuerzos” para conseguir los votos que permitan la aprobación de una parte de los fondos necesarios para mantener hasta abril próximo el funcionamiento del plan de locomoción.

La Alianza por Chile sostiene que la Cámara de Diputados ya aprobó 251 millones de dólares para el presupuesto de 2008, repartidos entre los ministerios de Obras Públicas, Vivienda, Interior y Transporte pero sin embargo, los 145 millones adicionales que pide el Gobierno no estarían sujetos de negociación alguna.

Por su parte, el presidente del Partido Socialista, Camilo Escalona sostuvo que para los partidos del oficialismo “es una responsabilidad irrenunciable e indelegable que tenemos los partidos de la Concertación, que lo vamos a mantener actuando aún con más cohesión, no vamos a caer ni en el compromiso, ni en la deslealtad”.

Asimismo, reconoció que en el Senado tradicionalmente la situación es más compleja para lograr la aprobación de las propuestas del Gobierno. “Tenemos la lamentable situación que no contamos con todos los votos que debiésemos contar”, dijo.

Así las cosas, no se descarta un aumento de tarifas para paliar los mayores recursos necesarios para iniciar el próximo año, dado que en las partidas del Presupuesto, definitivamente no se incluirán estos recursos frescos.

Santiago de Chile, 20 de noviembre 2007
Crónica Digital , 0, 129, 3

Compartir en ...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePin on PinterestPrint this page
Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.