Inicio Cultura LA PRIMERA MUJER ALCALDESA DE SANTIAGO: SOCIALISTA, PROGRESISTA Y EVANGELICA

LA PRIMERA MUJER ALCALDESA DE SANTIAGO: SOCIALISTA, PROGRESISTA Y EVANGELICA

2

Hace 80 años asumió la alcaldía de Santiago la primera mujer en ejercer ese cargo y además fue la primera alcaldesa de una ciudad capital en toda América Latina. Es una de las historias que recupera el libro “Mujeres Socialistas: Protagonistas de una Historia”, recientemente presentado y que fue resultado de un trabajo de investigación que se extendió por más de un año, liderado por la Vicepresidenta de la Mujer del Partido Socialista, Karina Delfino.

El libro tiene distribución gratuita y contiene fotografías y reseñas de mujeres socialistas emblemáticas.

En el prólogo, Delfino señala que el libro nace de “la necesidad de recordar y reconocer la acción, valentía, compromiso y convicción de muchas mujeres socialistas. La impronta que nos dejaron aquellas compañeras como Laura Allende y Carmen Lazo, primeras diputadas socialistas e incansables luchadoras por los derechos de los trabajadores y las trabajadoras; la gran impulsora y referente del feminismo chileno como es la compañera Julieta Kirkwood; o como Graciela Contreras, quien fue alcaldesa en los años 40, siendo la primera mujer en alcanzar ese cargo en Latinoamérica”.

Graciela Contreras Barrenechea, fundadora del Partido Socialista de Chile, fue la primera mujer que fue alcaldesa de Santiago. Luego de ella, sólo han ejercido tres mujeres en ese cargo: María Teresa del Canto, María Eugenia Oyarzún y Carolina Tohá. Fue la segunda mujer en asumir como alcaldesa en Chile tras Alicia Cañas Zañartu en Providencia.​

LA HISTORIA DE LA ALCALDESA

Fue militante de la Acción de Mujeres Socialistas (AMS), la primera mujer en ejercer como alcaldesa de Santiago y la primera en América Latina en ocupar un cargo edilicio en una ciudad capital. Fue designada en 1939 por el Presidente Pedro Aguirre Cerda, en el marco del Gobierno del Frente Popular, y su nombramiento contó con el apoyo del Movimiento por la Emancipación de la Mujer Chilena (MENCH).

Era una de las fundadoras del Partido Socialista de Chile y miembro de la Iglesia Evangélica Metodista Episcopal de Santiago.

Cuenta el libro “Mujeres Socialistas”: “La designación de Contreras al frente de la ciudad capital fue comentario obligado en los círculos políticos de la época. Para los cercanos a Aguirre Cerda, fue la materialización concreta de su compromiso de campaña en orden a ‘elevar la posición social, económica y política de las mujeres chilenas´ (…) El Mercurio, tradicional vocero de la oligarquía, en un artículo publicado el 8 de enero, señalaría que la designación de Contreras se enmarcaba en un contexto más amplio de avances para las mujeres en Europa y Estados Unidos, advirtiendo, empero, que ningún alcalde de Santiago, hombre o mujer, tendría mucho éxito a menos de que las finanzas municipales se reforzaran significativamente”.

Contreras asumió el cargo edilicio el 9 de enero de 1939. Cuenta el libro que “su primera gran iniciativa urbana fue la creación de ferias libres en varias partes de la ciudad. El 23 de enero, por decreto, la alcaldesa nombró un comité de funcionarios de la ciudad, con el propósito de la elaboración de planes para ordenar y planear el funcionamiento de estas ferias libres. A partir de entonces –y en una medida que sería imitada por el resto de los municipios– estos micro mercados estarían abiertos dos días a la semana, en seis ubicaciones centrales. En una entrevista, unos días después, prometió que los inspectores municipales realizarían ‘una estricta vigilancia’ de estos abastos, para garantizar la venta de alimentos de buena calidad y a precios razonables, y sin que los ‘infames intermediarios’ lucraran en forma abusiva. La primera de las ferias se instaló en un barrio típicamente obrero y popular, en la acera norte de la Avenida Matta, entre las calles San Diego y Arturo Prat”.

El 22 de febrero, cuenta el trabajo, “en su primera reunión presidiendo el concejo municipal (con asistencia de todos los regidores del Frente Popular, a excepción de los radicales), aludió expresamente al significado histórico de su propia designación como la primer mujer edil de la capital y convocó a la cooperación de todos los regidores en ejercicio para el éxito de su gestión”. Asimismo, precisó que en caso de “divergencia doctrinal” con el resto de los regidores, su orientación estaría siempre junto al “programa de avance social que constituye la esencia del Frente Popular chileno”.

Por Víctor Osorio. El autor es periodista.

Santiago, 25 de febrero 2019

Crónica Digital.

Compartir en ...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePin on PinterestPrint this page

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.