PERFORA MISIÓN INSIGHT EN EL SUBSUELO DEL PLANETA MARTE

1
El topo o instrumento de perforación HP3, a bordo del aterrizador InSight de la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio en Marte, comenzó su labor de prospección en el subsuelo del planeta rojo, informan hoy medios especializados.

 

Como primer paso, el objeto penetró el 28 de febrero penetró a una profundidad de entre 18 y 50 centímetros en el suelo marciano con cuatro mil golpes de martillo durante un período de cuatro horas.

De acuerdo con el investigador principal del experimento HP3, Tilman Spohn, en su camino hacia las profundidades el topo parece haber golpeado una piedra, se inclinó unos 15 grados y la empujó a un lado. Luego se abrió camino ante otra roca a una profundidad avanzada hasta que el tiempo de operación planeado de la primera secuencia expiró.

Las pruebas en la Tierra mostraron que el penetrómetro en forma de vara puede empujar piedras más pequeñas hacia un lado, lo que consume mucho tiempo, asegura Spohn.

Tras un período de enfriamiento, los investigadores ordenarán una segunda secuencia de martilleo de cuatro horas. En las siguientes semanas, con más intervalos, esperan alcanzar una profundidad objetivo de tres a cinco metros en un suelo suficientemente poroso.

El instrumento extenderá entonces un cable de cinco metros de largo equipado con 14 sensores de temperatura bajo el suelo marciano para medir la distribución de dicha temperatura con la profundidad y su cambio con el tiempo después de alcanzar la hondura deseada, así como el flujo de calor desde el interior de Marte.

El penetrómetro en forma de varilla utiliza un mecanismo de martillo eléctrico automático para impulsarse hacia el subsuelo. Un engranaje helicoidal giratorio estira repetidamente el resorte principal, que luego produce un golpe de martillo y un segundo muelle absorbe el retroceso, explica Spohn.

Según el experto, la sonda se detiene después de cada paso durante aproximadamente tres días de Marte (soles) y se enfría durante dos días después de varias horas de martilleo, lo que causa fricción y genera calor. Luego, mide la conductividad térmica del suelo a una profundidad suficiente para un día.

Washington, 4 marzo 2019
Crónica Digital /PL

Compartir en ...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePin on PinterestPrint this page
Compartir

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.