EXPRESIDENTE DE PERÚ QUEDÓ DETENIDO EN PREFECTURA DE LIMA

1
Por Manuel Robles Sosa

El exgobernante peruano Pedro Pablo Kuczynski quedó detenido hoy en la prefectura de Lima, en medio de una controversia sobre la medida aplicada al político neoliberal y hombre de negocios, investigado por posible corrupción.

 

Tras ser trasladado desde su casa y sometido a un examen médico y una audiencia judicial de verificación de identidad, entre otras formalidades, fue llevado bajo fuerte resguardo policial a la prefectura, en cumplimiento de la orden de un juez de detención preliminar por diez días.

El exgobernante alegó en declaraciones a una radioemisora colombiana que es objeto de persecución y, en un mensaje por Internet, calificó de arbitrariedad la orden judicial, pues ‘he colaborado absolutamente con todas las investigaciones’.

Es un momento muy duro pero lo afrontaré con entereza’, escribió el detenido, investigado por lavado de activos, con el agravante de hacerlo integrando una organización criminal.

Sus defensores alegan con vehemencia que siempre cooperó con la fiscalía, que lo investiga desde que renunció a la presidencia en marzo de 2018, y no apeló a una previa prohibición de salir del país, aunque casi nadie discute que la detención es plenamente legal.

También se invoca contra la captura su edad, 81 años, pero el exfiscal anticorrupción Avelino Guillén apuntó que la misma no es impedimento, salvo que tenga problemas graves de salud, y los defensores señalan que tiene males cardíacos.

El médico legista Roger Pacheco señaló que el examen al detenido verificó que no hubiera sufrido lesiones durante la detención pero teniendo en cuenta sus antecedentes cardíacos, recomendó que sea evaluado por un especialista.

El parlamentario Juan Sheput, quien visitó a Kuczynski, dijo que este sufrió una descompensación y no está bien, mientras un equipo médico y una ambulancia acudieron a la prefectura y permanece en guardia para asistir al preso en caso de necesidad.

Sheput emplazó a pronunciarse al primer ministro, Salvador del Solar, quien fue titular de Cultura de Kuczynski pero renunció en discrepancia con el indulto que este otorgó al exgobernante Alberto Fujimori, para evitar ser destituido por indicios de corrupción.

Del Solar se refirió brevemente al tema en un mensaje de Twitter en el que señaló que ‘la autonomía de poderes debe respetarse. También el debido proceso’.

‘Es indispensable conocer los fundamentos de una medida de esta proporción contra el expresidente Kuczynski, quien ha venido cumpliendo con todos los requerimientos de la justicia’, añadió.

El ministro de Vivienda, Carlos Bruce, comentó que es una medida ‘totalmente desmesurada’ e innecesaria y añadió que no puede callar después de haberlo acompañado en su campaña electoral y como ministro.

Como algo ‘abusivo y mediático’, calificó la captura Alan García, quien se encuentra en una situación similar a la de Kuczynski previa a la detención, investigado por lavado de activos y prohibido de salir del país.

Kuczynski fue detenido mientras la fiscalía busca documentos sobre el caso en su casa, su oficina y las viviendas de su secretaria, Gloria Kisic, y su chofer, José Luis Bernaola, sometidos también a detención, al igual que el exgobernante, por diez días.

La fiscalía sostiene que el presunto lavado de activos cometido por el investigado está referido a fondos cobrados a la empresa brasileña Odebrecht por una compañía de Kuczynski cuando este era ministro y como un supuesto soborno adelantado.

Como ministro, Kuczynski tomó medidas, o las propició, para facilitar la contratación de la empresa para construir un proyecto hidroenergético y dos tramos de la carretera bioceánica a Brasil.

El hoy exgobernante lo hizo bajo el gobierno del presidente neoliberal Alejandro Toledo (2001-06), hoy prófugo en Estados Unidos y extraditable, por recibir una coima de 30 millones de dólares de Odebrecht.

Para los parlamentarios progresistas Manuel Dammert y Humberto Morales, la detención de Kuczynski es legal y justificada, pues hay evidencias sólidas que lo incriminan, y el segundo consideró seguro que la fiscalía pida, tras la actual detención, la prisión preliminar, que puede llegar a 36 meses.

Lima, 10 de abril 2019

Compartir en ...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePin on PinterestPrint this page
Compartir

1 Comentario

  1. Respetando los DDHH y exigiendo el Debido Proceso del acusado; todo demuestra que estamos frente a un cínico personero dedicado al negocio de la Política. El inmoral personaje tuvo el descaro de autodenominarse como “cachorro que mueve su cola al imperio” Que de cosas no han de conocer los Gringos que les permite chantajearlo para constituir el bien denominado “CARTEL de LIMA”; cuyo requisito para ser socio es ser un pillo y estólido caradura.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.