Propuesta de Piñera agudiza debate sobre bajas pensiones en Chile

0
Fotografía gentileza de Constramet Industrial Chile

La polémica sobre las bajas jubilaciones, el problema más agudo señalado por el movimiento social aumenta hoy en Chile tras el anuncio del presidente Sebastián Piñera de cambios en el sistema de pensiones.

En cadena nacional el mandatario anunció anoche que esta semana enviará un proyecto de ley al Congreso que busca mejorar las pensiones de todos los jubilados y, en especial, las de las mujeres, la clase media y los adultos mayores dependientes.

Piñera dijo que la iniciativa representa un «cambio estructural» con un sistema basado en el financiado por el Estado, por los trabajadores y los empleadores.

Señaló que con ello alrededor de un millón de pensionados que tengan un mínimo de cotizaciones recibirán, en el caso de los hombres, un aumento de 65 mil 600 pesos (unos 80 dólares, y las mujeres, siempre perjudicadas por el sistema actual, 70 mil 800 pesos, alrededor de 90 dólares).

Esto representa un aumento de 20 por ciento para los hombres, y de 32 para las mujeres, y unidas a un incremento de pensiones mínimas aprobado recientemente permitiría -dijo Piñera- mantener a los jubilados por encima de la línea de pobreza.

La medida, calificada por voceros de la derecha como «trascendental» para reformar un sistema de capitalización individual que mantiene a la mayoría de los jubilados en la miseria mientras aporta ganancias millonarias a las empresas privadas que lo administran, para otros sectores resultó «más de lo mismo».

Sobre el tema, el presidente del Senado, Jaime Quintana, del centrista Partido por la Democracia, manifestó que «sería mezquino no reconocer avances respecto a la propuesta de pensiones que hizo el gobierno en 2018, pero es lo mínimo que se puede pedir después de las demandas tan nítidas de los chilenos por una vida digna».

Advirtió que a la propuesta le «falta más solidaridad y más límites a las AFP (empresas privadas aseguradoras de fondos de pensiones) para tener un verdadero sistema de seguridad social».

Por su parte el destacado economista Andras Uthoff, advirtió en declaraciones a radio Universidad de Chile «El actual sistema de pensiones es el desastre neoliberal más grande que ha existido, es realmente catastrófico, el nivel en que nos dejó las pensiones es tremendo y estamos partiendo por reconstruir desde ese piso que es muy malo.

Recordó que «el 80 por ciento de las pensiones está por debajo del salario mínimo y el 44 por ciento por debajo de la línea de pobreza, por lo cual cualquier cosa que queramos prometer no va a ser muy superior a eso.

En tanto para la Coordinadora no más AFP partidaria de la radical transformación del sistema de capitalización individual de las pensiones, «con esto lo único que hace es echar más leña a la hoguera».

Así lo aseguró Luis Messina, vocero de esa organización, quien agregó que «no vamos a apoyar en lo más mínimo esta propuesta que ha hecho Piñera».

Asimismo aseguró que «vamos a emplazar duramente a todos los congresistas de este país de forma tal que, o se ponen del lado de un Gobierno que está absolutamente en la bancarrota o se ponen del lado de las grandes mayorías que piden nada más y nada menos que respuesta a la demanda general».

En tanto, para Marcos Barraza, exministro en el gobierno de Michelle Bachelet, la propuesta de Piñera es «ambigua, falaz y llena de letra chica» y las pensiones seguirán siendo fuente de lucro para las empresas privadas aseguradoras y miseria para los pensionados porque sin solidaridad y reparto no mejorarán las jubilaciones.

Santiago de Chile, 16 de enero 2020
Crónica Digital /PL

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.