Putin: Rusia en receso para evitar lo peor de la Covid-19

0
Por Antonio Rondón García
El coronavirus SARS CoV-2, causante de la pandemia de la Covid-19, impone cambios en Rusia como el llamado del presidente Vladimir Putin a una semana festiva para el recogimiento voluntario de más de 140 millones de personas.

 

Resulta necesario recalcar la palabra voluntario, pues de ninguna forma se trata por el momento de una cuarentena aplicada como en otras naciones, con prohibiciones drásticas para mantenerse en casa, so pena de recibir castigos.

Hasta ahora, las multas de hasta un millón de rublos (más de 12 mil dólares) y penas carcelarias de hasta siete años están previstas para las personas que incumplan el régimen de cuarentena obligatoria al regresar de otro país, algo que violan tanto ciudadanos comunes como funcionarios.

Pero para contribuir con el llamado de Putin a quedarse en casa, se suspende el funcionamiento de restaurantes, cafeterías, centros comerciales, áreas de recreo para niños, parques naturales, peluquerías, cines, hoteles, sanatorios, balnearios y centros de esquiar.

Además, en muchas ciudades se reducirá el servicio de transporte público se anulan las tarjetas especiales de transporte para jubilados y estudiantes y solo quedan abiertas tiendas de alimentos, farmacias y algunos bancos, así como policlínicos y hospitales.

La Covid-19 obliga a suspender vuelos, cerrar hoteles, centros de recreación y producciones enteras, todo lo cual aumenta cada vez más las pérdidas y presiona los índices de desempleo, aún cuando Rusia está lejos aún de las medidas más drásticas y del pico de la pandemia.

En el mismo discurso donde Putin anunció esta semana la suspensión de actividades laborales y la posposición con fecha indeterminada de la consulta popular sobre la ley de enmiendas constitucionales, Putin se refirió con amplitud a las medidas de apoyo al sector empresarial.

Aunque se reiteraron ideas como la de las vacaciones para el pago de deudas por créditos, de impuestos y del servicio de hipotecas, así como se aceleraron medidas sociales, como el pago adelantado del capital de la madre y otros, el mandatario también tocó la contribución privada.

El jefe de Estado llamó a los empresarios en reiteradas ocasiones a contribuir con los esfuerzos del país. Como esos gestos no llegaron de forma voluntaria, Putin anunció mayores impuestos a dividendos por obligaciones y de cuentas en el extranjero.

El retroceso del rublo se agrega a las presiones que obran sobre la estabilidad económica nacional, pues al situarse el rublo a 80 unidades por dólar deja irrentables a compañías en unos 100 renglones, según la Escuela Superior de Economía, citada por Nezavisimaya Gazeta.

Así, la industria de elaboración cuenta con afectaciones en 143 sectores, es decir, el 23 por ciento de esa actividad, pues aumentan los gastos en importaciones de materia prima y equipos en un 15 por ciento.

Siempre de acuerdo con la citada publicación, el 60 por ciento de los renglones del sector de procesamiento podría volverse irrentable, lo que afectaría la elaboración de café, té, embutidos, textiles, equipos electrodomésticos y medios de transporte, entre otros.

Por el contrario, otras ramas como la producción de contenidos para Internet podrían duplicar sus ingresos hasta llegar a los 248 mil millones de rublos (unos tres mil 146 millones de dólares) en este año.

La esfera de producción de medicamentos, de equipos médicos y de medios de protección, así como de pruebas de diagnóstico, aumentarán su peso en la economía nacional, en medio de la preparación del país para enfrentar la pandemia.

Rusia acumulaba al finalizar la semana cinco fallecidos de mil 264 casos en 62 de las 85 regiones de este país, mientras 49 pacientes fueron dados de alta médica. Ello ocurre cuando al menos 27 mil personas murieron entre más de 600 mil contagiados en 188 países.

De otro lado, el esfuerzo de Rusia también se desarrolla en la esfera internacional, pues Putin propuso en una cumbre por videoconferencia del Grupo de los 20 un plan de acción global para apoyo económico, moratoria a aplicación de sanciones y ayuda humanitaria a los más afectados.

La misión rusa en la ONU también presentó un paquete de medidas para enfrentar la crisis de la Covid-19 que aún dará mucho de qué hablar.

Por su lado, el pedido de Putin a esta nación busca evitar casos como el de Italia, España o Estados Unidos, donde la pandemia se vuelve incontrolable, aunque expertos afirman que se necesitarán restricciones más drásticas, pues la población acata poco el recogimiento voluntario.

Moscú, 28 marzo 2020
Crónica Digital /PL

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.