Fundación FUAN hace un llamado para que el Estado de Chile adhiera a Declaración Conjunta de Naciones Unidas y asegure el respeto de derechos humanos de personas en riesgo de exclusión ante COVID-19.

0
Luisa Montoya autoriza uso de imagen y la de su hijo. Fundación FUAN

Fundación Unión Autismo y Neurodiversidad FUAN, da a conocer declaración pública, en que suma voces expertas, para exigir respeto de DDHH desde una perspectiva bioética, humana y social, que considere a pueblos originarios, mujeres, niñxs, migrantes, personas en situación de calle, personas con discapacidad o que presenten determinada condición de vulnerabilidad, que no están mencionados en el actual protocolo “Lineamientos éticos en la atención de pacientes en una situación de pandemia” presentado desde la Mesa Social COVID-19.

 Esta declaración pública de Fundación FUAN, cuenta con la adhesión y respaldo del Colegio Médico Regional Valparaíso y fue enviada a las instituciones estatales de DDHH, a saber, Instituto Nacional de Derechos Humanos, INDH, Seremi de Justicia Región de Valparaíso, Subsecretaría de DDHH y a la Defensoría de la Niñez, entidades a las que se les solicitó amplia difusión de la misma.

 Es momento de levantar un debate serio como sociedad sobre equidad y salud pública. La pandemia nos impone desafíos nunca antes confrontados. Todxs somos responsables: Estado, ciudadanía organizada, academia, mundo de la salud y sector privado, debemos asegurar que la respuesta que tengamos como país sea efectiva, ética y equitativa, sobre la base de un pacto social justo.

 Exigimos que el Estado adopte “todas las medidas apropiadas para garantizar el acceso de las personas con discapacidad a los servicios de salud y proporcione a las personas con discapacidad la misma variedad, calidad y nivel de atención médica que se brinda a otras personas.”, según precisa la Declaración Conjunta sobre Personas con Discapacidad y COVID-19 de Naciones Unidas.

 Vanessa Kreisel, Directora de Investigación de Fundación FUAN señala, “consideramos que al actual protocolo de ‘Lineamientos éticos en la atención de pacientes en una situación de pandemia’, que se trabaja en la mesa Social Covid-19, se deben incorporar criterios de bioética con políticas de atención que garanticen el pleno ejercicio de derechos. En este sentido, estimamos que debiese existir mención explícita a grupos en riesgo de exclusión, ya que solo adultos mayores están especificados brevemente. Ante el actual escenario crítico, exigimos respeto cabal de derechos humanos de personas en situación de discapacidad y/o diversidad funcional, desde una perspectiva bioética, humana y social”.

En este sentido, Luisa Montoya, de profesión Químico, madre de un hijo de 2 años y que presenta Polineuropatía Periférica, detalla: “Esperaría que por lo menos tuviéramos acceso al máximo de los esfuerzos médicos para poder sobrevivir. Esta situación me tiene angustiada porque en mi caso, si resultara infectada con Covid-19, soy población de riesgo y al enfrentar el peak de contagios y con  recursos limitados, ¿se va a utilizar la condición de discapacidad para hacer discriminación en el valor de las vidas? ¿Mi vida va a valer menos que una persona que no tiene una discapacidad?

Por su parte, Dr. Kurt Cárcamo, Vicepresidente del Colegio Médico de Valparaíso, precisa, “el Colegio Médico de Chile, Regional Valparaíso adhiere al llamado de Fundación FUAN. Nos parece justo y necesario, tomar todas las medidas apropiadas para garantizar el acceso de personas con discapacidad a los servicios de salud, donde se les proporcione el mismo nivel de atención médica que se les brinda a las demás personas, incluidas las atenciones de salud mental.”

Santiago de Chile, 17 de abril 2020
Crónica Digital

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.