CRISIS POLÍTICA ITALIANA RETORNA AL PUNTO DE HACE TRES SEMANAS

1
Por Frank González

Tras el intento fallido de formar un gobierno apoyado por una mayoría parlamentaria del Movimiento 5 Estrellas (M5E) y la Liga, la crisis política italiana retorna hoy al punto donde se encontraba hace tres semanas.

 

Apenas conocida la víspera la renuncia de Giuseppe Conte al encargo para armar el nuevo ejecutivo, debido a la persistencia del conflicto surgido en torno al nombramiento de Paolo Savona como ministro de Economía y Finanzas, el presidente, Sergio Mattarella, pareció retomar su idea de un gobierno técnico provisional.

Al menos ese fue el sentido atribuido por los analistas a la convocatoria realizada por el jefe del Estado a Carlo Cottarelli para una entrevista hoy en el Palacio Quirinal.

Cottarelli es un economista de 54 años formado en la Universidad de Siena y en la London School of Economics, con 25 años de experiencia laboral en el Fondo Monetario Internacional (FMI), seis en la Banca de Italia y uno como comisario para la revisión del gasto público entre 2013 y 2014.

A propuesta del gobierno del entonces primer ministro, Matteo Renzi, fue nombrado director ejecutivo en la Junta del FMI en noviembre de 2014 y desde el 30 de octubre del pasado año está al frente del Observatorio sobre Cuentas Públicas Italianas de la Universidad Católica de Milán.

Ante la imposibilidad de formar un gobierno respaldado por una mayoría parlamentaria, tras más de un mes de negociaciones después de los comicios legislativos del 4 de marzo último, Mattarella propuso dos opciones sobre las cuales debían pronunciarse los partidos representados en el legislativo.

La primera era la constitución de un ejecutivo neutral de servicio, con plenos poderes y vida hasta diciembre, para cumplir importantes compromisos dentro y fuera del país, tras lo cual se realizarían nuevas elecciones.

‘Si se formara una mayoría en los próximos meses, ese gobierno renunciaría para dar paso a un gobierno político’, declaró el jefe del Estado al concluir sin avances la última ronda de consultas con los dirigentes de las fuerzas políticas y los presidentes de la Cámara de Diputados y el Senado.

La otra alternativa era un llamado anticipado a las urnas en julio, como proponían el M5E y la Liga, aunque -señaló- como ‘siempre se ha evitado votar en el verano’, se podría fijar la fecha en el otoño, pero con la preocupación de que no existiera el tiempo necesario para elaborar y aprobar el presupuesto del próximo año.

Otras inquietudes mencionadas por el mandatario entonces fueron los riesgos de especulación financiera sobre los mercados internacionales y que con la ley electoral vigente se reprodujera la situación actual, con un parlamento en el cual ninguna agrupación tiene la mayoría.

Mattarella advirtió además, que se debía prestar la atención debida al tiempo mínimo necesario para asegurar la participación en las elecciones, en tanto sería la primera vez en la historia de la República que una legislatura termina sin siquiera entrar en funciones.

Ambas iniciativas fueron detenidas en aquel momento por la solicitud de tiempo hecha por el M5E y la Liga, para avanzar en las tratativas que los llevaron posteriormente a suscribir un ‘contrato de gobierno’ y la presentar al jefe del Estado de las propuestas de primer ministro y otros miembros del gabinete.

El presidente aprobó finalmente la víspera los nombres propuestos para ministros, excepto el de Savona, por sus conocidas posiciones a favor de la salida de Italia del euro, acción rechazada por el M5E y la Liga.

Al anunciar su decisión, el mandatario apuntó que la designación del ministro de Economía constituye siempre un mensaje inmediato, de confianza o alarma, para los operadores económicos y financieros.

Agregó que, por esa razón, pidió que las dos organizaciones propusieran para ese ministerio a ‘un exponente político reconocido de la mayoría, coherente con el acuerdo de programa’.

‘Un exponente que -más allá del aprecio y de la consideración por la persona- no sea visto como seguidor de una línea, muchas veces manifestada, que podría provocar probablemente o incluso, inevitablemente, la salida de Italia del euro’, indicó.

Mattarella añadió que la incertidumbre sobre la posición de Italia respecto al euro, alarmó a inversionistas y ahorristas, nacionales y extranjeros, con intereses en títulos del Estado y empresas y acotó, además, que las pérdidas diarias en la bolsa configuran amenazas concretas para el ahorro de los ciudadanos y las familias.

Roma, 28 de mayo 2018
Crónica Digital /PL

Compartir en ...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePin on PinterestPrint this page
Compartir

1 Comentario

  1. Para qué sirven las elecciones si matarelli (ó el TC en chile) imponen una política contraria a lo elegido?
    Entonces ,vale la pena votar ? Ud. cree que Petro tiene alguna posibilidad contra el mafioso Uribe Vélez y su lugarteniente Santos , nóbel por destruír las FARC?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.